Monday, June 9, 2008

Pasión


Entre dos dedos dados dádivamente
danzan los deseos de tu dulce delicia.
Salta la serpiente de los sonidos,
sube y baja rítmicamente sobre el surco
salivado que seduce a mis hambrientos ojos.
Desayuno, almuerzo, ceno este dulce manjar
de sabores y olores indescriptibles.
Voy de la razón a la locura sin detenerme
en la culpa.

8 comments:

Isis said...

Abolamos la culpa.

Ernesto G. said...

gracias, isis, welcome back!

Anonymous said...

muy buenos cambios en este blog, gracias, grosse tête.

Ernesto G. said...

Gracias

Anonymous said...

Pero no veo los dedos ;)
who is this?

Ernesto G. said...

No entiendo, anonimo?

Eufrates del Valle said...

Ernesto G., disculpa mi despiste, es primera vez que veo tu blog, ahora mismo le pongo link a El Imparcial Digital. Felicidades!

Ernesto G. said...

Gracias, Don Eufrates!