Saturday, December 6, 2008

El emperador no tiene ropa

Obama

Es obvio que el emper-ADOR NO tiene ropa. El plan económico (¿ecuménico?) de Barack Obama incluye (!huye!) un programa de obras públicas que supuestamente crearía miles de empleos. A través de este plan se contratarían personas para reparar (¿parar?) el sis-tema (y temo) de carreteras y puentes de los Estados Unidos. ¿Carreteras y puentes? ¿Es eso lo que necesita el país? ¿Somos acaso un país tercermundista en el ocaso y carente de infraestructura?¿O es este un programa de “welfare” disfrazado de plan de (s)obras públicas? ¿Por qué no lo llamamos por su nombre? También tienen pensado reparar las escuelas de la nación (cómo lo hará, no creo que tenga la menor noción). Cualquiera que haya manejado en una carretera o visitado una escuela en este país, sabe que lo menos que necesitan es reparaciones. La mayoría están en perfecto estado. Si esto fuera poco, el programa incluye contratar personas para que cambien (ahora entiendo lo del CAMBIO) las bombillas eléctricas (una bombilla es un GLOBO de cristal con un alambre adentro que alumbra)  por otras que sean más ahorrativas y hagan las escuelas y edificios (los edivicios federales) públicos más “energy-efficient.” Estos ahorros harían a los Estados Unidos más competitivos en el mundo. Are you kidding me? (Traducción literal y lateral: ¿Me estás niñando?) Con esas frases vacías (“No estaríamos tirándole dinero al problema. Mediríamos el progreso de nuestras reformas por la cantidad de empleos que podamos crear, la energía que se puede ahorrar, y cuán competitivos sean los Estados Unidos en el mundo”) y esos programas socialistoides es que el presidente (s)electo piensa sacarnos (¿secarnos?) de esta crisis. Esto es sólo el comienzo.

Foto: AFP

13 comments:

Anonymous said...

!!!Que pesado eres !!!!

Ernesto G. said...

Anónimo, eso de ser pesado no es nada nuevo. Ya lo sabía. Pero lo interesante de todo esto es que no estaba tratando de ser gracioso, lo que me indica que sus niveles de entendimiento son escasos. ¿Tiene algo que objetarle a mis argumentos? ¿O le molestó que hablara mal del Herald? ¿Habrá sido usted el que escribió esa notica alabando a Obama en el Nuevo? Mis respetos y siga visitándome. Va y un día encuentra algo que le haga gracia. Aunque lo dudo.

Ernesto G.

Anonymous said...

una bombilla es un GLOBO de cristal con un alambre adentro que alumbra
económico (¿ecuménico?
edificios (los edivicios
presidente (s)electo piensa sacarnos (¿secarnos?)

Por Dios si eso no es tratar de ser chistoso y resultar pesado, entonces nadie es pesado en el mundo, no hablé de tus argumentos, podràn estar correctos o no, pero los hundistes en un mar sin fondo de mal logrados sarcasmos que no dejan salir a la luz tus conclusiones, se ahogan antes

Zoe said...

Anónimo, respete la decisión de una persona de escribir como quiera en su blog. Lo que sucede, creo, es que usted se ha dado cuenta de que Ernesto tiene razón con sus argumentos, y quiere rebajarlos llamando la atención hacia otra cosa, no es nada nuevo, propio de ñángaras.

Ernesto G. said...

Anonimo, tu mala redacción no es un ejemplo a seguir tampoco, pero es tu opinión y te la respeto. Me gusta jugar con el idioma porque lo domino. Quizás eso sea lo que te moleste, no sé. Los argumentos quedaron claros. Mis argumentos saben nadar, salen a la superficie, eres tú quien los quiero hundir con el viejo truco (tan bien señalado por Zoe) de atacar la cáscara para esconder la esencia. Pero te invito a que sigas visitándome. Te invito a que sigas comentando. Y cuando te rías con un chiste (aunque no lo sea), déjamelo saber. Me gusta escuchar la opinión de los lectores. Un saludo afectuoso.

Anonymous said...

Zoé, me parece que no he faltado el respeto a la decisión de Ernesto, sencillamente le indiqué algo , el artìculo es pesadìsimo ( al menos para mi) , si se hubiera limtado a dos o tres de esos chistes pasaba pero llenò el artìculo de ellos. Si Ernesto tiene razòn o no es cuestionable. lo que si no lo es y si constituye una falta de respeto suya es endilgarme esa palabrita tan socorrida de "ñàngara" porque no le gustò mi comentario, que manera de llamar a respetar decisiones ajenas cuando usted no muestra a ningùn respeto

Ernesto, por supuesto que continuarè visitando su blog y espero reìrme algùn dìa con un chiste suyo, pero, por favor, de donde sacas que mi redacciòn es un ejemplo a seguir , no creo haber dicho algo de eso, de cualquier manera no te molestes por lo que dije, mira una segunda o tercera vez el artìculo y tal vez coincidas conmigo en que te pasastes de chistes

Ernesto G. said...

Bueno, anónimo, tu comentario original fue: !Qué pesado eres! No fue: !Qué pesado está este post! ¿Entiendes la diferencia? Y te repito, lo menos que tenía yo deseos de hacer después de leer sobre el programa económico del presidente electo era de reírme. Pero no me acabas de decir qué es lo debatible en mi post.

Anonymous said...

Ernesto volvemos a lo mismo que le dije a Zoe, ?Donde expresè en mi post que no deberias haber escrito eso? En ningùn lugar segùn puedo ver, asì que no veo donde puedo haber faltado el respeto a tu decisiòn de escribirlo, he leìdo otras cosas de tu blog y en realidad debì escribir "Que pesado està èste artìculo" porque hay cosas muy buenas, pero a mi criterio ese fue bastante desafortunado, te excedistes

Por ùltimo ? En algùn momento dije que habìa algo debatible en el artìculo? No me parece, en realidad lo que escribì fue sumamanete corto, solo tres palabras, imagìnate, con el trabajo que me da redactar

Ernesto G. said...

Todo ha quedado aclarado entonces.

Agustin Farinas said...

Ernesto,
yo cuando no me gusta un blog o encuentro pesado al que escribe, me voy con un click a otro lugar y punto. Tenemos la libertad de poder hacer eso fuera de Cuba. El administrador del blog es libre para escribir lo que quiera y nosostros libres tambien de escoger si nos gusta o no. Si no nos gusta lo que leemos, nos vamos a otro blog.
Tus articulos son de mi agrado y por eso los leo.

Zoe said...

Anónimo, sigo pensando que padeces secuelas ñangáricas, anónimo, ¡qué pesado eres!

Zoe said...

Ah, el que ha faltado el respeto es usted, fue el primero que escribió esto: "¡¡¡Qué (sin acento) pesado eres!!!"
Lo que no venía al caso.

Ernesto G. said...

Saludos, Zoe y Agustin.